GOBIERNO MUNICIPAL 2018-2021

Atotonilco el Alto, Jalisco, México

 

ATOTONILCO EL ALTO, JALISCO

 

 

 

 

ANTECEDENTES HISTORICOS

 

 

Fundación de Atotonilco el Alto

La primera fundación del poblado ocurrió en 1528, por el monarca purépecha Tzintzincha Caltzonzin al cumplir la promesa que hizo a su Dios al sanar a su hija con las aguas termales del manantial del Agua Caliente.

 

La conquista de esta región se realizó en julio de 1530, por Nuño de Guzmán. Su primer encomendero fue don Martín del Campo y su evangelización corrió a cargo de los frailes franciscanos.

 

En 1551 Atotonilco fue dado en encomienda al conquistador Andrés de Villanueva. En noviembre de 1824, el Congreso del Estado, dispuso que el pueblo de Atotonilco en lo sucesivo, tendría título de villa y se convertía además en la cabecera de departamento comprendiendo Arandas y Ayo el Chico.

 

 Posteriormente, el 15 de mayo de 1868 siendo gobernador de Jalisco Antonio Gómez Cuervo, se publicó el decreto número 83, en el cual se dispuso que la población de Atotonilco el Alto se erigiera en ciudad; categoría que conserva hasta la fecha.

 

 

Escudo de Armas

Escudo: Es un escudo de forma rectangular y partido. Los colores azules y oro son los representativos del estado de Jalisco, el águila bicéfala representa al emperador Carlos I de España y V de Alemania bajo cuyo imperio se hizo la fundación histórica de  Atotonilco el Alto, siendo él quien firma el acta de donación de ejidos para el pueblo, fechada en 15 de junio de 1530.

 

La corona representa al mismo monarca y la letra “K” fue impuesta por sus paisanos alemanes, para con ello dejar testimonio de la esencia alemana del emperador. El color verde y oro del escusón son distintivos del municipio de Atotonilco y se tomaron del santo patrono del lugar San Miguel Arcángel.

 

Los tres símbolos prehispánicos son representativos de las tres culturas que amalgamaron se para formar el cimiento étnico de la población amerindia asentada en el territorio hasta la llegada de los españoles; ellos son:

 

• En la parte superior de ambos lados, el zócalo tarasco, por ser los Purépechas los fundadores

 

• A continuación, se encuentra un signo de la piedra del sol o Calendario Azteca, representando la sangre mexica de los esclavos traídos por los tarascos, quienes aportaron las voces nahuas Atl-tecuilli-ko, para dar nombre al pueblo.

 

• En el tercer sitio se encuentra el haz de plumas símbolo del pueblo chichimeca que ya tenía asentamientos en esta área desde tiempos lejanos, teniendo una zona de tianguis en donde se practicaba el trueque.

 

La figura de la deidad prehispánica corresponde al dios purépecha conocido como “Curicaberi” o “Taras” a quien, según la leyenda de la fundación, se le hizo la ofrenda de fundar este pueblo después que la princesa Tzintzintli hubo sanado.

 

La imagen de San Miguel Arcángel fue nombrada, por los fundadores hispánicos, como santo patrono espiritual del pueblo que recibiera así el nombre de “San Miguel de Atotonilco el Alto”.

 

El jeroglífico en el centro del emblema es esencia, raíz y significado del municipio: la olla vaporizante sentada en el fogón, compuesta por tres tenamastes; exhibiendo sobre sus lenguas de vapor las voces: atl=agua, tecuilli=fogón y ko=lugar, de las que al fundirse se formó “atltecuilliko” que por su castellanización pasó a formar el toponímico: “Atotonilco” que significa “Lugar de Aguas Termales”.

 

Las alegorías que se dibujan en la olla representan historia, tradición, cultura y turismo de la municipalidad.

 

El autor del escudo es el Profesor Luis Orozco Vázquez, quien lo diseñó en 1986 y lo incluyó en su obra titulada “Compilación de datos para la historia de Atotonilco el Alto, Jalisco”, publicada en ese año. El H. Ayuntamiento 1986-1988 aprobó este escudo como representativo del municipio en julio de 1987.

Copyright 2018, Gobierno de Atotonilco el Alto, Jalisco